¿Cómo actúa la Unión Europea contra el dumping?

Comparte esta página

¿Cómo actúa la Unión Europea contra el dumping?

Para llevar a cabo medidas anti-dumping, la Comisión tiene que realizar una investigación para verificar que un importador está vendiendo un producto en la Unión Europea por un precio inferior a los fijados por la misma empresa en su propio mercado interno (dumping). Posteriormente, la Comisión debe demostrar que los productos que están siendo objeto de dumping están teniendo un impacto negativo sobre la industria europea que fabrica un producto similar. Finalmente, para implementar las medidas, la Comisión tiene que determinar que estas medidas no van contra el interés general de la Unión. La Comisión tiene 15 meses para completar la investigación, aplicando las acciones necesarias con el objetivo de garantizar unas reglas de juego equitativas.

Si hay alguna evidencia de prácticas comerciales injustas, la Unión Europea tiene tres tipos de acciones que puede imponer a los importadores no europeos, normalmente por cinco años revisables: 

1. Derecho ad valorem: Un porcentaje del precio de importación. Esta es la forma más común de acción.

2. Derecho específico: Un valor fijo para ciertas cantidades de productos, por ejemplo 100€ por tonelada de producto.

3. Derecho variable: Un precio mínimo de importación (PMI). Los importadores de la UE no pagan un derecho antidumping si el precio de exportación del exportador no europeo es igual o superior al precio mínimo de importación (PMI).

Hay que tener en cuenta que el precio de importación mínimo no está destinado a fijar precios, sino más bien a evitar que caigan por debajo de un cierto nivel mínimo.

Arriba