Pacto comercial UE-México: una situación en la que todos salgan ganando

Comparte esta página

Pacto comercial UE-México: una situación en la que todos salgan ganando

Desde alimentación hasta productos farmacéuticos, maquinaria y transporte, el nuevo pacto comercial entre la Unión Europea y México eliminará virtualmente todos los aranceles y representa otro impulso al comercio bilateral que ya aumentó casi un 150% desde que el primer acuerdo que entró en vigencia en el año 2000.

"El acuerdo puede y debe ser un proceso beneficioso para todos y el convenio de hoy muestra eso", dijo el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker. "México se une a Canadá, Japón y Singapur en la creciente lista de socios dispuestos a trabajar con la UE en defendiendo el comercio abierto, justo y basado en reglas”.

"El acuerdo de hoy también envía un fuerte mensaje a otros socios de que es posible modernizar las relaciones comerciales existentes cuando ambos socios comparten una clara creencia en la apertura y en el comercio libre y justo", dijo la comisaria de Comercio de la UE, Cecilia Malmström.

Con el acuerdo, que se finalizará para fin de año, los agricultores europeos pueden esperar ver mayores ventas al mercado mexicano, un país de más de 125 millones de consumidores, en productos como el queso, el chocolate, la pasta y la carne de cerdo. Los quesos Gorgonzola y Roquefort obtendrán un nuevo acceso dentro de las cuotas anuales. La leche en polvo también disfrutará de una considerable cuota libre de aranceles, que se eleva a más del 50% después de cinco años. El chocolate europeo, la pasta y prácticamente todo tipo de carne de cerdo estarán libres de impuestos.

En total, más de 45.000 empresas de la UE exportan a México, con 400.000 puestos de trabajo europeos vinculados a esas exportaciones, y la UE en 2016 registró un superávit comercial de bienes por 14.000 millones de euros resultado de sus relaciones con México.

El pacto también protegerá 340 productos de alimentación europeos de cualquier imitación, por lo que los consumidores sabrán que están comprando un producto auténtico. Entre las denominaciones de origen protegidas incluidas en el acuerdo están, el queso Comté de Francia, el queso São Jorge de Portugal, el szalámi Szegedi de Hungría y las ciruelas Topoloveni Magiun de Rumanía.

¿Qué hay de la garantía de que se está comprando un producto seguro? Bajo el llamado principio de precaución incluido en el acuerdo comercial, la UE puede prohibir una importación cuando no hay pruebas científicas de que algo sea seguro de usar o consumir.

Para las empresas, el acuerdo reduce el papeleo de las aduanas, otorga acceso mutuo a los contratos del gobierno a través de adquisiciones públicas y protege a los inversores a través de un Tribunal Multilateral de Inversiones. Al abordar la revolución digital, incluye disposiciones que protegen la propiedad intelectual y elimina las barreras al comercio en línea a la vez que establece reglas claras para proteger a los consumidores.

Arriba